sábado, 12 de diciembre de 2009

Obama ganó el Nobel en semana y media

Después de que Obama haya recogido esta semana el Premio Nobel de la Paz y haya dado su discurso explicando que algunas guerras son necesarias para garantizar la paz, hemos podido leer un alud de artículos analizando el galardón: ¿se ha premiado a Obama por lo que ha hecho o por lo que ha prometido? ¿es demasiado pronto para premiar a un presidente que todavía no ha tenido tiempo para cumplir su programa electoral?

Ayer en el diario Público, la periodista Trinidad Deiros hizo un interesante análisis de todo lo que decimos. Lo resumo a continuación. Según los normas del Nobel, el premio debe darse a quien durante el año anterior "haya realizado la mayor contribución al acercamiento entre los pueblos, a la supresión o a la reducción de los ejércitos permanentes, a la consolidación y a la propagación de los progresos para la paz". No me interesa tanto entrar en el debate de si el hecho de que vaya a mandar más tropas a Afganistán anula ya la coherencia del premio, sino que si el premiado debe ser elegido por lo conseguido el año anterior, Obama no se ajusta a estas reglas.

Público recuerda que el 1 de enero de 2009, Thorbjorn Jagland asumió la presidencia del comité Nobel, el 20 de enero Obama juró su cargo como presidente de los EE.UU. y tan sólo once días después (el 31 de enero), el plazo para presentar candidaturas al Nobel de la Paz se cerró. Por lo tanto, Obama fue nominado forzosamente entre el 20 y el 31 de enero. ¿Qué había conseguido Obama en esos pocos días? ¿Realmente lo que hizo Obama en poco más de una semana era más importante que lo que habían hecho otras personas en años? Y sigo con mis preguntas: ¿se reafirma el presidente del comité Nobel cuando dice que Obama ha sido premiado por lo que ha hecho y no por lo que ha prometido?

Podría ser que la candidatura fuese aceptada antes de 31 de enero y que a lo largo de los meses los avances de Obama por la paz acabasen decantando la balanza a su favor, pero, en ese caso, no habría sido en ningún caso por lo conseguido el año anterior sino por lo hecho durante la reflexión del comité Nobel.

Sin duda, es un Nobel que ha creado diversidad de opiniones, imagino que casi tantas como cuando lo ganó Al Gore (otro demócrata americano). ¿Será que el comité del Nobel quiere hacerse extrañamente popular?

0 comentarios: