lunes, 2 de noviembre de 2009

Lo inspiracional centra las novelas del Torrevieja

Einstein y Newton se pasean por las obras ganadoras

Rovira, Miralles y Pascual / M.H.

Manel Haro. Barcelona

Lo espiritual y los temas que tocan el alma son los leitmotivs de las novelas ganadoras del Premio de Novela Ciudad de Torrevieja 2009, que hoy se han presentado en Barcelona. Álex Rovira y Francesc Miralles, que el pasado 2 de octubre ganaron el certamen con La última respuesta, toman como personaje principal a Albert Einstein para crear "una obra dentro de un género nuevo: el thriller inspiracional", explicó esta mañana Miralles.

La novela se centra en la supuesta última respuesta de Einstein, que "prefirió callar al basarla en criterios que escapaban de la física y se adentraban en lo metafísico, lo que podía provocar que perdiera su credibilidad", expuso Rovira, que añadió que con la novela han querido incitar a los lectores a reflexionar. "¿Por qué el cáncer lo ataca todo en el cuerpo humano excepto el corazón? -se pregunta Rovira- Quizá sea una metáfora de que en la sociedad misma hace falta más corazón".

Rovira y Miralles / M.H.

"La última respuesta trata de jugar con algunos misterios de la vida de Einstein: en 1905 escribió unos artículos sin bibliografía explícita y en 1921 le dieron el Nobel, cuya cantidad le regaló a su esposa, Mileva Marić. Si detrás de un hombre hay una gran mujer, en este caso el dicho podría quedarse corto", sugirió Rovira.

En la novela finalista, El compositor de tormentas, de Andrés Pascual, también hay un personaje de ciencias, Newton, que se adentra en el mundo de la alquimia y lo espiritual. El protagonista, en cambio, es el joven Matthieu, un aprendiz de músico que se marcha a Madagascar para encontrar la música que devuelva la pureza al alma, melodía que tanto codicia Luis XIV de Francia y que podría ser la llave para que Matthieu entre a formar parte de la banda real.

Miralles y Pascual / M.H.

"Me interesaba que hubiese música al principio y al final de la novela, desde un punto de vista romántico y místico", explicó Pascual, que añadió que "a través de la música he querido unir el universo versallesco y el Madagascar de la época". El autor quiso matizar que su novela no es de género histórico, sino que se sirve del pasado para narrar una historia que no podría situar en el presente.

0 comentarios: